MINDFULNESS

Normalmente, solemos prestar atención a las actividades del momento sólo con una pequeña parte de nosotros mismos, mientras la mente y los pensamientos están en otra cosa completamente. Vivimos en el modo “piloto automático”, ocupándonos de nuestras cosas con muy poca conciencia de los detalles de nuestra experiencia del momento, ni siquiera de las intenciones que motivan nuestras acciones.

En las sesiones de Mindfulness,  el objetivo es lograr un profundo estado de conciencia y se usan varias técnicas concretas para alcanzarlo. Es un entrenamiento mental que persigue un estado de conciencia o atención plena. La conciencia se relaja y no elabora juicios de nuestras sensaciones, sentimientos o pensamientos.

El Mindfulness consigue separar la persona de sus pensamientos para poder reconocerlos y poner en duda los patrones mentales, otorgando un gran peso al aquí y al ahora mediante una atención total al momento presente.

Muchas publicaciones científicas demuestran los grandes beneficios de la práctica del mindfulness. El libro “Tú no eres tu dolor” de Vidyamala Burch, experta en meditación y mindfulness, enumera claramente cuales son estos beneficios:

  1.  El mindfulness puede reducir drásticamente el dolor y la reacción emocional al mismo. Investigaciones recientes sugieren que los niveles medios de “molestia” del dolor pueden reducirse hasta un 93%.
  2.  Los ensayos clínicos muestran que el Mindfulness mejora el estado de ánimo y la calidad de vida.
  3.  El mindfulness mejora la memoria de trabajo, la creatividad, la capacidad de concentración y la velocidad de reacción. También mejora la resistencia y la capacidad de recuperación.
  4.  La meditación mejora la inteligencia emocional.
  5.  El mindfulness es un potente antídoto contra la ansiedad, el estrés, la depresión, el agotamiento y la irritabilidad
  6. El mindfulness es al menos tan bueno como el counselling o los fármacos para el tratamiento de la depresión clínica.
  7. El mindfulness reduce el comportamiento adictivo y autodestructivo.
  8.  La meditación mejora la función cerebral y calma la parte del cerebro encargada de producir hormonas del estrés.
  9.  La meditación mejora el sistema inmune. Los casos de ingresos en los hospitales por cáncer, enfermedades del corazón o enfermedades infecciosas son mucho menores en meditadores regulares.
  10. El mindfulness puede reducir el envejecimiento celular
  11. La meditación y el mindfulness mejoran el control de azúcar en sangre en la diabetes tipo II
  12. La meditación mejora la salud del corazón y circulatoria, reduciendo la presión arterial.

Próximamente, en nuestro centro quiropráctico se realizará una conferencia gratuita sobre Mindfulness a cargo de la especialista Juliane Echternkamp. Será el próximo viernes 23 de febrero a las 19 h. y para asistir, sólo es necesario reservar plaza al 93 418 88 50.

Share
Share