La importancia del Agua

 

El agua es un nutriente vital para el cuerpo y la mente. El agua es la única bebida esencial para el buen funcionamiento del organismo. Nuestro cuerpo está compuesto de aproximadamente de 60% de agua y perdemos cada día gran cantidad de agua debido a la respiración, la transpiración, y la vía  urinaria. Un adulto elimina aproximadamente 2,5 litros de agua cada día,  y más si practica deporte, si hace calor o durante el embarazo y la lactancia. Podemos compensar estas pérdidas incorporando un 25% de verduras a nuestra dieta y bebiendo agua. Por ejemplo  65 gr. de pepino aporta 1/3 de un vaso de agua.

¿Cuál es la cantidad de agua que se tiene que beber?

Más o menos unos 8 vasos de 220 a 250 ml/día para una mujer y 10 para un hombre. Lo mejor es no estar por debajo de 1,5 litros al día. Una deshidración de 1 a 3% altera nuestra energía vital, y nuestras aptitudes mentales y  físicas y puede propiciar dolores de cabeza, mareos, dolores articulares, estreñimiento, etc.

Es muy recomendable beber agua antes o después de las comidas y que sea de buena calidad, o sea, de botella o de filtrado osmótico y  que contenga sales minerales.

El agua del grifo, a pesar de su sistema de filtración para obtener una agua potable siempre contiene residuos de medicamentos (antiinflamatorios no esteroides,  antibióticos, benzodiacepina, productos de contraste yódico, anticonceptivos, partículas de cocaína u otras drogas, metales pesados, aluminio, etc.)  Todas estas partículas químicas pueden perturbar el sistema nervioso, endocrino y reproductivo.

El agua es el líquido que genera la vida gracias a su composición simple y composición orgánica (hidrógeno y oxígeno!!).  Es la “madre” de de toda vida: es el componente más abundante y vital del planeta y de todos los sistemas biológicos. Casi todas las secreciones bioquímicas de nuestro interior se realizan gracias al agua. El transporte de nutrientes y metabolitos, la excreción de sustancias de desecho, la homeostasis, la regulación de la temperatura corporal…

De ella depende la supervivencia de las células y prácticamente todas las funciones del organismo. Se puede vivir días sin comer pero sólo ¡¡de 2 a 5 días sin beber!!

Además novedosas investigaciones indican que vivir cerca de zonas de agua o verlas alarga la vida, disminuye la ansiedad y promueve la salud mental.

Como parte esencial de la salud, siempre valoramos la buena hidratación de las personas que atendemos holísticamente en nuestro centro quiropráctico pues la deshidratación es fuente de subluxaciones vertebrales!!

Share
Share